Conoce Piquer

El Centro de Formación Padre Piquer nace hace 50 años para dar respuesta a la situación de desventaja social y económica de las familias del barrio madrileño de La Ventilla. El colegio de la Fundación Montemadrid, que dirige desde su nacimiento la Compañía de Jesús mediante un convenio de colaboración, abría sus puertas con el principal objetivo de llevar la educación a las personas más vulnerables. El desafío era ofrecerles una educación de calidad que les facilitase un futuro mejor, tanto en lo personal como en lo profesional. Hoy seguimos trabajando con ese mismo empeño.

El  punto de inflexión de nuestra historia se sitúa a finales de la década de los 90 cuando los porcentajes de inmigración alcanzan su máximo histórico en Madrid. Es entonces cuando un grupo de profesores se plantea la necesidad de cambiar un modo de educar que ya no da respuesta a la pluralidad que se vive en las aulas. Durante dos años, el centro pone en marcha un proceso de transformación radical que desemboca en un proyecto de innovación propio: las Aulas Cooperativas Multitarea. El cambio que se propone afecta a todas las dimensiones del proceso de enseñanza aprendizaje (distribución de espacios, rol del profesor, material pedagógico, tecnología en el aula, etc.). La inclusión se convierte en el pilar básico de este modelo, con el que hemos conseguido un nivel sobresaliente de calidad educativa.  La diversidad se entiende como fuente de enriquecimiento para toda la comunidad del colegio y los alumnos se convierten en los verdaderos protagonistas de su aprendizaje y disfrutan con ello.

Alumnos competentes, conscientes, compasivos y comprometidos

A día de hoy,  1.100 alumnos de  más de 35 nacionalidades distintas acuden diariamente a nuestras aulas de ESO, Bachillerato y FP. Nuestro objetivo sigue siendo el mismo: formar a personas competentes, conscientes, comprometidas y compasivas que ayuden a construir una sociedad mejor. Para conseguirlo, disponemos del mejor de los recursos: un equipo de docentes cuya pasión es la educación. Trabajan en equipo, se dejan sorprender por sus alumnos y están dispuestos a aprender cada día.

El centro pertenece a la Fundación Montemadrid y es gestionado por los jesuitas.

El Padre Piquer es un centro que cuenta con estudiantes de más de 35 nacionalidades, lenguas y culturas diferentes y que mayoritariamente provienen de un contexto social de clase media baja. Estas peculiaridades nos obligan a trabajar con un modelo pedagógico basado en una atención individualizada que mejore el rendimiento escolar, reduzca el absentismo y el fracaso escolar, pero no olvide el éxito personal y social del alumnado.

Los elementos claves de nuestro proyecto están definidos por una educación inclusiva  donde todos los alumnos y alumnas puedan llegar allá donde sus capacidades se lo permitan. Para ello y principalmente en secundaria, el aprendizaje cooperativo y la posibilidad de realizar diversas tareas de forma paralela en el aula impregnan toda nuestra propuesta pedagógica. Es un lugar de aprendizaje para la vida que va más allá de las asignaturas y los exámenes. Pero resulta que además, los resultados académicos se sitúan por encima de la media de centros con similares contextos, así como la disminución del absentismo escolar, lo que avala la relevancia de un planteamiento en consonancia con la realidad educativa y social del barrio.

Otro aspecto clave es que somos un Centro Evangelizador de la Compañía de Jesús y basamos nuestras acciones educativas en la pedagogía de S. Igancio de Loloya, aunque siempre desde el diálogo, la tolerancia y el respeto hacia los demás. Queremos ser un referente para el alumnado, familias, empresas e instituciones por nuestro ideario educativo y nuestra ética cristiana.

Carácter propio de los centros de la Compañía de Jesús

Para poder conseguir todo esto es fundamental que nuestros profesionales reciban una formación permanente y actualizada y se esfuercen en su trabajo para servir de forma comprometida y responsable.

Nuestro centro ha sido reconocido como Escuela Changemaker por la Red Internacional Ashoka por su compromiso en educar niños, niñas y jóvenes como agentes activos de cambio y con habilidades y voluntad para mejorar el mundo. También  fue distinguido con el Premio de Investigación y Educación de la Revista Expansión a la Innovación Educativa, en el año 2011.

diversas nacionalidades

Padre Piquer es un centro concertado en todos los niveles excepto Ciclos Formativos de Grado Superior. Ofrecemos las siguientes enseñanzas:

  • Educación Secundaria Obligatoria
  • Bachillerato
    • Humanidades y Ciencias Sociales
    • Ciencias y Tecnología
  • Formación Profesional Específica:
    • Básica
      • Electricidad y Electrónica
      • Servicios Administrativos
    • Grado Medio
      • Atención a Personas en Situación de Dependencia
      • Instalaciones de Telecomunicaciones
      • Gestión Administrativa
    •  Grado Superior
      • Administración y Finanzas
      • Administración de Sistemas Informáticos en Red
      • Integración Social
  • Formación Profesional para el Empleo
    • Certificados de Profesionalidad

Alumnos en la escalera del colegioSomos un Centro educativo católico, dirigido por la Compañía de Jesús, acogido a la financiación pública con concierto pleno en ESO, Ciclos Formativos de Grado Medio, Formación Profesional Básica y en concierto singular en Bachillerato.

Los principios educativos responden a la propuesta de los centros dirigidos por la Compañía de Jesús. Por tanto, pertenecer a la Comunidad Educativa implica aceptar los principios básicos del Carácter Propio, el Reglamento de organización y funcionamiento y el  Plan de Convivencia del Centro.

Las Normas Generales de Orden y Convivencia pretenden hacer posible el Proyecto Educativo Cristiano de la  Compañía de Jesús: formar personas para los demás. Se han de cumplir dentro del recinto escolar, pero también en la plaza de entrada y calles adyacentes.

Estas normas han de generar un estilo personal especialmente en los alumnos. En este sentido, se hace necesario el conocimiento y la aceptación de las normas por parte de los miembros de la Comunidad Educativa para poder fomentar entre todos los valores que se pretenden. Finalmente, los educadores, profesores y empleados, velarán para que se respeten y todos los alumnos han de seguir las indicaciones que les puedan hacer.

Se agrupan en torno a cuatro grandes valores como son el respeto, la responsabilidad, la escucha y el esfuerzo común.

  • Edificios diferenciados por etapas.
  • Cuarenta unidades (16 de ESO,  10 de Bachillerato, 14 de Formación Profesional, 1 Aula de Enlace). Todas disponen de cañón con proyector.
  • Garage Lab
  • Espacios de apoyo para Pedagogía Terapéutica, Orientación, Mediación, Intervención con Familias y Alumnos.
  • Aulas específicas de música y plástica.
  • Unidades de informática con ordenadores y pizarra digital, conectados en red y con salida a Internet.
  • Gimnasio.
  • Pistas deportivas de fútbol, baloncesto y voleibol.
  • Biblioteca, con amplia dotación de libros de lectura y de consulta. Servicio de préstamo diario para los alumnos.
  • Comedor con capacidad para 100 alumnos.
  • Laboratorios de ciencias.
  • Capilla.
  • Salón de actos con capacidad para 570  personas y Aula Magna con capacidad para 200 personas.
  • Gabinete médico.
  • Sala de juntas.